Contxto – Movilizado para transformar los modelos de crecimiento para startups, la fábrica argentina de software redbee Studios lanzó recientemente su propia venture builder (constructor de empresas), venturebees. Después de recibir $27 millones de pesos argentinos de redbee para incubar nuevos proyectos, la constructora de empresas planea invertir el dinero en tres proyectos para finales de año.

En resumen

Con un nuevo énfasis, viene una nueva forma de incubar, co-crear y transformar ideas en modelos de negocio viables para startups en cualquier etapa. Sin embargo, se prestará especial atención a las empresas en etapa inicial que aún se encuentran en la etapa de hipótesis, así como a aquellas que obtienen capital semilla.

“En venturebees, construimos compañías en torno a muy buenas ideas”, dijo Ezequiel Apfel, cofundador y CEO de redbee. En comparación con el mercado argentino de negocios centrados en el capital, “creemos que merecemos una alternativa más transparente y colaborativa para generar negocios”, agregó.

Si todo sale como planeado, no habrá más búsquedas frenéticas por el próximo potencial unicornio. Más bien, venturebees usará un modelo “cebra” que promueve un crecimiento sostenible con el paso del tiempo. En lugar de esperar por el siguiente unicornio, cebra apoya el trabajo colaborativo, prosperidad sostenible, así como la pluralidad.

A fondo

Desde hoy, venturebees ya ha identificado a 39 proyectos potenciales que puede apoyar. Al final del año, tres de estas propuestas pueden volverse públicas.

“Queremos ser la pata tecnológica (de estas compañías),” dijo Juan Manuel Santucci, representante de negocios y portafolio de venturebees. “Para esto, ofrecemos experiencia, tiempo y dinero. Tenemos el know-how en varias áreas como UX/UI, business mentoring, lean startup, growth hacking, etc.”

Hay dos áreas dentro del modelo de venturebee específicamente para empresas y emprendedores. Para los socios comerciales, el objetivo es «unir palabras y crear puentes», mientras que los emprendedores recibirán orientación para el desarrollo.

Fintech, insurtech, marketing, así como los medios digitales son las cuatro categorías que venturebees pretende promover. Mientras tanto, el nuevo grupo está buscando proyectos de alto impacto dentro de estas áreas. Redbee asignó $27 millones de pesos argentinos a venturebees para hacer esto posible.

Lo que subyace a su propuesta no es solo el potencial de las startups para construir negocios rentables, sino también los sostenibles. En ese sentido, venturebees quiere impulsar startups con un impacto sostenible y duradero para todos, no solo unos pocos seleccionados.

«Queremos ayudar a construir empresas que generen un valor con significado, que sean sostenibles en el tiempo, pero sobre todo, que el crecimiento impacte en la vida de todos, no solo de algunos» dijo Santiago Lorenzo, Tech & Digital Innovation en venturebees.

Los aspectos financieros también parecen centrarse más en el bienestar a largo plazo de la startup.

«venturebees decidió posicionarse de una manera distinta al tradicional modelo capital de riesgo en la región.»dijo Juan carlos Ferraris, Idea Amplifier & Product Design de venturebees «Nuestro foco es la prosperidad del proyecto antes que la de los accionistas, tenemos una visión más orgánica y sustentable del ecosistema»

Retos

The Dow Jones Venture Sources pinta una imagen condenatoria para muchas startups. Según ellos, más del 65 por ciento de las empresas fracasan o recuperan apenas la cantidad de dinero invertido originalmente.

Mientras tanto, solo el 25 por ciento recuperará los fondos invertidos y ganarán cinco veces lo que se invirtió. A largo plazo, un miserable 0.4 por ciento (aproximadamente 1 de 250) se convertirá en un unicornio. El mismo porcentaje ganará 50 veces más que la inversión, haciendo las expectativas bastante sombrías.

Teniendo en cuenta estas cifras, esta es la razón por la que las startups en etapa temprana experimentan los mayores riesgos. Con este modelo, las imágenes sesgadas de éxito solo se definen por la cantidad de dinero recaudado o las ganancias de salida. Gran parte de la dinámica gira únicamente en torno al capital, y eso es exactamente lo que la empresa desea cambiar.

«Muchas veces el emprendedor es maltratado antes y después de la financiación,» dijo Ferraris. «No les dan el feedback adecuado para mejorar su idea ni demasiadas explicaciones. Los mismos emprendedores muchas veces se estrellan en el intento de ser unicornios o pierden control de sus emprendimientos debido a que los inversores toman un mayor control».

-JA

Traducido por Alejandra Rodríguez